LGBTIQ

    ¿Cómo se originó la sigla LGBTIQ?

    El auge de la sigla LGBTIQ, entre otras variantes, se relaciona con los movimientos políticos en torno a la sexualidad, su empleo se puede rastrear hasta el activismo de la década de 1950.

    La letra G proviene de gay, ‘alegre, feliz’ en inglés, vocablo con el que los activistas estadounidenses sustituyeron a otros términos despectivos. La L dio visibilidad a las lesbianas, que disipó la carga peyorativa a la palabra lesbianismo y a sus derivados. Este vocablo alude a la poeta de la Grecia antigua Safo originaria de la isla de Lesbos.

    Las personas trans (travestis, transexuales y personas transgénero) y las bisexuales se visibilizaron al agregarse las letras B y T, con lo que las siglas quedaron LGBT o LGBTTT. La letra I se refiere a las personas intersexuales, quienes tienen características corporales que parecen no ajustarse a las nociones biológicas típicas de lo que es un hombre o una mujer, sino que su anatomía genital y sexual o sus patrones de cromosomas tienen características propias y que no tienen relación con su orientación sexual.

    La Q representa la palabra queer, ‘raro’ en inglés, que abarca las diversas expresiones de género y orientaciones sexuales, y aspira a que la fluidez del deseo sexual y la pluralidad amorosa tengan un lugar reconocido. Una persona queer puede identificarse a la vez como hombre y como mujer y sentirse atraída por hombres y mujeres, por hombres viriles o afeminados o por mujeres femeninas o masculinas.


    Esta respuesta fue elaborada por la Comisión de Consultas de la Academia Mexicana de la Lengua.

    • • Noticias
    • • Multimedia
    • Ingresar

      Ingresar

      Usuario
      Password *
      Recordarme

    Ubicación

    Donceles #66,
    Centro Histórico,
    Ciudad de México,
    alcaldía Cuauhtémoc,
    06010.
    Conmutador: (+52 55) 5208 2526
    Correo electrónico: academia@academia.org.mx

    La publicación de este sitio electrónico ha sido posible gracias al apoyo de:

     logo sep ch