Minucias del lenguaje - José G. Moreno de Alba, publicadas por el FCE
EN EL MUY EXTENSO corpus en el que se basa el excelente Diccionario del español usual en México (dirigido por Luis Fernando Lara y publicado por El Colegio de México) no apareció (o no contó con las necesarias apariciones) el vocablo machote. Ello explica que en ese diccionario usual no esté considerado un vocablo que es en verdad muy usual en el español mexicano actual. El empleo de machote debe ser muy antiguo en México, pues está en escritores de las primeras décadas de este siglo —"la sospecha salta sus diques y camina en progresión geométrica hasta coger el machote de los rostros compungidos" (Azuela, La luciérnaga, citado por Santamaría en su Diccionario de mejicanismos)— y dan cuenta de él innumerables lexicones, publicados algunos de ellos en el siglo XIX, como el de Ramos y Duarte (1896). Ya se registra este curioso mexicanismo en la décimoquinta edición del DRAE (1925). Se emplea no sólo en México sino también en algunos países centroamericanos (Costa Rica, Honduras, Nicaragua). Obviamente está consignado y explicado en la mayoría de los buenos diccionarios de mexicanismos. Ahí se anota su etimología: procede del náhuatl machiotl ('señal, comparación, ejemplo, dechado'). Sus significados actuales pueden agruparse en dos apartados. Unos son acepciones que vale calificar de especializadas: 'señal que se pone para medir los destajos en las minas', 'señal que se pone en las labores o en los terrenos, para medir o limitar los destajos o las pertenencias', 'bordo pequeño, en los caños de riego'... Ignoro si actualmente persisten, en el español mexicano, estos particulares significados del nahuatlismo machote. Dudo asimismo de que siga empleándose con la acepción de 'borrador, minuta'. Lo que me parece indudable es que conserva plena vigencia con la específica significación de 'formulario o papel impreso con espacios en blanco para llenar en una solicitud o documento semejante' (definición tomada del Diccionario de México de Juan Palomar de Miguel). Me parece, además, que machote, con el significado de 'papel impreso con espacios en blanco...', tiene un mayor grado de precisión que su sinónimo formulario, pues este último vocablo, según el DRAE, cuenta con cuatro acepciones, la última de las cuales es 'impreso con espacios en blanco'. Son más importantes, por ende, las tres primeras ('relativo a las fórmulas', 'lo que se hace por fórmula', 'libro que contiene fórmulas'). Formulario es, por tanto, una voz polisémica (de varios significados); machote, en cambio, al menos en el español mexicano actual tiene uno solo y específico ('papel impreso con espacios en blanco...'), es monosémica o casi, pues si conserva otros sentidos, son éstos menos importantes que el que aquí se explica; ello la hace, por tanto, más precisa. Es notable que un nahuatlismo se constituya, en el español mexicano, en un vocablo más preciso que el hispanismo correspondiente (formulario) para un significado que, además, no está relacionado directamente con la cultura prehispánica.

Comparte este artículo

La publicación de este sitio electrónico es posible gracias al apoyo de:

Donceles #66,
Centro Histórico,
alcaldía Cuauhtémoc,
Ciudad de México,
06010.

(+52)55 5208 2526
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. 

® 2022 Academia Mexicana de la Lengua